Archivo por meses: marzo 2014

El protocolo de identificación en un cerrajero

Recientemente hemos podido saber que la policía nacional ha podido detener a unas personas que pretendían acceder a una vivienda que no era suya gracias a la acción de un cerrajero profesional  asociado que había acudido a realizar un servicio de apertura, lo que demuestra la importancia del protocolo de identificación en una profesión de seguridad como la de cerrajero.

polos UCES

El cerrajero profesional  asociado siguió el protocolo que recomienda  Grupo Vicuña y la federación estatal de cerrajeros de España, UCES, a la hora de la identificación en la toma de datos cuando se realiza una apertura y al comprobar que los datos no se correspondían, éste procedió a la denuncia ante la comisaría de policía de las personas que habían contratado su servicio y pretendían ocupar la vivienda. El resultado final, ya lo saben: la Policía pudo detener a los sospechosos y se pudo evitar un delito.

Sin duda, esta debe ser una de las pautas de actuación de un colectivo que trabaja para la seguridad de los ciudadanos.

Primero, los ciudadanos que requieren los servicios de un cerrajero deben solicitar su identificación mediante la placa y el número que en ella aparece. El propio usuario puede colicuar antes ese número y comprobarlo antes de que lleguen al lugar de la apertura en la página web de la federación estatal de cerrajeros, UCES; si el número de placa que le han dado por teléfono no aparece en la citada web, corre el riesgo de ser víctima de un fraude, y, lo que es peor, de un posible delito por parte de uno de los llamados “cerrajeros piratas”.

Segundo, sepa que el cerrajero profesional siempre va a pedir la identificación del cliente, y además comprobará mediante su protocolo de actuación si el usuario es vecino del inmueble.

 

Hay que tener en cuenta la doble vertiente de seguridad que le va a dar un profesional que aplica este sencillo protocolo de identificación doble, en una profesión de seguridad como la de cerrajero que en los últimos tiempos está siendo víctima del intrusismo y de la mala praxis por parte de “cerrajeros” que solo tienen de cerrajero lo que suele aparcare en sus pegatinas.

Sin duda, un trabajo bien hecho en la identificación va a proporcionar una garantía para el cliente que redundará en su satisfacción y seguridad; y, por otra parte,  la profesionalidad en materia de seguridad que hace que los cuerpos y Fuerzas de Seguridad confíen en el gremio de los cerrajeros de seguridad como aliados.